Seleccionar página

Si te gustó... ¡Compartelo!

“ Pero el verdadero sentido histórico reconoce que vivimos, sin referencias, ni coordenadas originarias, en miríadas de sucesos perdidos” (Foucault, M., 1979).

Es tan cotidiana que la sola lectura, la escucha de las noticias y sus interpretaciones nos sumergen, ahogan en mentiras y más mentiras, mentiras de todos los colores y sabores, de todos los tamaños, ingentes, enormes, diminutas, también pestilentes y aromáticas. Son esas y otras las que nos entregan a una vida sin referencias.

Relatan que el filósofo Epiménides afirmó:

Todos los cretenses son unos mentirosos.

Sabiendo que él mismo era cretense. La pregunta es: ¿Decía Epiménides la verdad?

Michel Foucault propone para resolver esta paradoja lo siguiente: “Miento. Hablo. “De esta manera lo formula en el Pensamiento de  Afuera. Será el lector y su sentido común el que la juzgue y resuelva.

Ciertamente la tradición judeocristiana comienza con una mentira. Por tanto no es extraño que, entre otras joyas, la colonización “regalara” ésta: la mentira, pues a evangelizar, dicen que vinieron.

Y muchas de esas mentiras, espesas y densas llenan nuestra historia, mejor, la historia que ellos relatan o reinterpretan, afirmando que es la nuestra, mientras ellas se multiplican y reproducen. Algunas de esas falacias, concebidas como media verdades, o con la supuesta objetividad colgada de la ideología, del miedo a no ser aceptado, de la autocensura, donde algunos escoden sus palabras en nebulosas, humos y sombras, para hacer imposible la aproximación a la verdad. Las mentiras llegan y se quedan, perduran, sin embargo, en el nivel de desarrollo actual de las investigaciones ya no se pude negar lo evidente, pero sí contaminar con la duda y la suposición lo objetivo e interpretable, como sucedió en el documental Canarias Amazigh.

La mentira alcanza tales dimensiones que la injertan desde chinijos en nuestra gente, persuadidos que Canarias es Europa o que tal o cual festival es el mejor de Europa o, quizás, que los niños vienen de París.

Sin embargo, no es patrimonio sólo de los colonizadores ya que se instaura, se asienta  cerca de los poderosos o de lo que desean serlo, también entre filósofos que lo justificaron y justifican, y por supuesto, en el ser humano que se relata así mismo y narra a los demás su existencia ficcionada, su vida imaginada, la ilusión de encontrar en esos hechos y en los demás la autoestima que no localiza  en sí mismo, vive en la historia y en otro personaje lo que no es.

 

EL Club Bilderberg y la mentira.

La mentira, arma de la globalización.

Como al conjunto de las teorías elitistas, autoritarias, milicianas de la misantropía. Han sido muchos pensadores los que justifican la noble mentira, desde Platón hasta Maquiavelo.

Estas teorías llegan hasta la actualidad con más intensidad y pragmatismo, parapetadas en la seguridad nacional o en supuestas razones de Estado.

También los hubo como Kant, o Mill, con la teoría liberal, o Dewey que,  con el ideal democrático, que afirmaron que sólo podía ser una acción colectiva y cuestionó la sustracción de la verdad en función de un paternalismo elitista, basado en el proteccionismo del gobierno de los sabios, de los que tienen conocimientos.

El objetivo siempre ha sido y es la restricción de las libertades, el enriquecimiento ilícito, la domesticación y programación social de la mayoría a partir de las Grandes Mentiras que, convertidas en verdades absolutas, lo contaminan todo.

Gobierno Universal

Pues bien, en la reunión de Club Bilderberg de este año, celebrada en estos días, el gobierno de esa minoría de poderosos se siente cuestionado por varios factores y estos aspectos son algunos de los ejes de dicha reunión.

Este círculo elitista de las grandes fortunas blancas, occidentales, de exclusividad europea y americana,  que ha impulsado y programado la globalización, participado activamente en la construcción de todos los tratados de “libre” comercio, de la UE, de la OTAN, que secundó el retorno de los borbones y la abdicación, un día después de la celebración de la reunión anual, con la presencia de una de sus habituales la reina griega-española, que fue la persona designada por el Club Bilderberg para inaugurar la reunión anual del Club en Turquía en el año 2007.

Esta reunión servirá para revisar los siguientes aspectos de su estrategia, que no es otra que:

  • La restricción de las libertades para actuar con total impunidad.
  • El control y debilitamiento de las soberanías nacionales.
  • La absoluta manipulación de toda la información para programación de las masas.
  • La falta de credibilidad de los grandes medios de comunicación convencionales.
  • La reducción de la población del planeta.
  • El control de las materias primas.
  • La apropiación de los bancos centrales y del comercio de divisas, así como del crédito.
  • El papel de China y Rusia.
  • El inconveniente Trump para el progreso de la globalización.

Es imposible abordar todos los aspectos que, a puerta cerrada, sin medios de prensa, y con compromiso por parte de todos los intervinientes de silencio y confidencialidad se abordan, pero mencionaremos algunos.

Naturaleza del grupo

Olvide el lector que este grupo tiene patrones morales definidos. Es el pragmatismo del enriquecimiento, del ejercicio del poder universal, de la protección e incremento de sus fortunas lo que les une, junto con su anticomunismo que los gestó en plena guerra fría, sin embargo combaten al cristianismo, islamismo y otra religiones, enfrentándolas. Son partidarios del aborto, ya que controla la población. También defienden los acuerdos para frenar el cambio climático, pues descentra a la sociedad de la lucha nacionales o de derechos civiles y los centra en el medio ambiente, en una situación permanente de riesgo y miedo, de avatares climáticos y no de condiciones de vida y trabajo.

Alguien se ha preguntado la razón por qué Al Gore es el propagador del cambio climático.

Y en lo más doméstico, esa especie de connivencia institucional que hay en Canarias entre grupos ecologistas e instituciones. ¿Cómo se reconvierten luchas por la soberanía y el patrimonio nacional en movimientos ecologistillas? Algunas  de estas organizaciones claramente financiadaspor las instituciones, sólo basta consultar el BOE, BOC, por el gobierno de Canarias, o las subvenciones de los cabildos.

Una periodista, María Isabel Izquierdo, especialista y estudiosa de este grupo, responde de esta manera en una entrevista que se editó en Público, en 2014, así nos dice:

.

“ Me refiero a algo por encima de eso, su ecología, su religión, la Carta de la Tierra, está desactivando lo que antes era el centro de nuestra cultura y la historia, el ser humano. Ellos tratan de desactivar al ser humano que piensa y se siente libre, a eso ellos le tienen mucho miedo. Se trata de desactivar al ser humano y cambiarlo por lo que ellos llaman una nueva ética global(…)Para ellos, el Vaticano es un enemigo. Obama sí que es un caballo de Troya; nos han vendido un Nobel de la Paz que defiende la guerra justa. Desde que llegó, no hace más que preparar guerras. Con excusas vanas, crean enemigos… Y fomentan los odios. Nos creemos que el Islam es el gran enemigo, ellos lo fomentan, para que haya guerras.”

En cualquier caso, hay cuatro cuestiones que deeben alertarnos:

  1. El Club Bilderberg pretende trazar una estrategia para bloquear los medios informativos alternativos y devolver su protagonismo a las grandes cadenas, recordemos que los dirigentes de Facebook Google, Apple, el propio Bill Gate es un socio activo de este club. El control de la información, la divulgación de constantes falacias y mentiras ha sido siempre una de sus grandes herramientas.
  2. El Club Bilderberg persigue eliminar cualquier brote soberanista, sobre todo de los estados nación y los que optan a serlo, ya que es la mejor manera de constituir un auténtico gobierno v global cuyo experimento estrella es la UE.
  3. El Club Bilderberg busca acabar con un mundo multilateral que no le interesa, Así tanto la elección de Trump, que no era su candidato, como el brexit, China y Rusia han alejado su objetivo o lo han quebrado.
  4. El Club Bilderberg lleva ya varias reuniones tratando el crecimiento demográfico mundial. Son partidarios de una considerable reducción de la población.

En definitiva, las sociedades actuales están amenazadas por la restricción permanente de las libertades, sobre la base de la supuesta seguridad, el debilitamiento y defenestración de la democracias, el control absoluto de la información y la no nada descartable via de la confrontación bélica, como estrategia para hacer posible un gobierno mundial.

En cualquier caso, la verdad debe ser la insignia de la transformación y la liberación de los pueblos. La mentira es la herramienta de las elites para el control social.

En África, a cuatro de mayo del año del kaos.

*Un fragmento de la lista de invitados:

Por cierto Macron fue invitado en dos ocasiones antes de ser PRESIDENTE

Bernabè, Franco (ITA), Chairman, CartaSi S.p.A.
Beurden, Ben van (NLD), CEO, Royal Dutch Shell plc
Blanchard, Olivier (FRA), Fred Bergsten Senior Fellow, Peterson Institute
Botín, Ana P. (ESP), Executive Chairman, Banco Santander
Brandtzæg, Svein Richard (NOR), President and CEO, Norsk Hydro ASA
Breedlove, Philip M. (INT), Former Supreme Allied Commander Europe
Brende, Børge (NOR), Minister of Foreign Affairs
Burns, William J. (USA), President, Carnegie Endowment for International Peace
Cebrián, Juan Luis (ESP), Executive Chairman, PRISA and El País
Charpentier, Emmanuelle (FRA), Director, Max Planck Institute for Infection Biology
Coeuré, Benoît (INT), Member of the Executive Board, European Central Bank
Costamagna, Claudio (ITA), Chairman, Cassa Depositi e Prestiti S.p.A.
Cote, David M. (USA), Chairman and CEO, Honeywell
Cryan, John (DEU), CEO, Deutsche Bank AG
Dassù, Marta (ITA), Senior Director, European Affairs, Aspen Institute
Dijksma, Sharon (NLD), Minister for the Environment
Döpfner, Mathias (DEU), CEO, Axel Springer SE
Dudley, Robert (GBR), Group Chief Executive, BP plc
Dyvig, Christian (DNK), Chairman, Kompan
Ebeling, Thomas (DEU), CEO, ProSiebenSat.1
Elkann, John (ITA), Chairman and CEO, EXOR; Chairman, Fiat Chrysler Automobiles
Enders, Thomas (DEU), CEO, Airbus Group
Engel, Richard (USA), Chief Foreign Correspondent, NBC News
Fabius, Laurent (FRA), President, Constitutional Council
Federspiel, Ulrik (DNK), Group Executive, Haldor Topsøe A/S
Ferguson, Jr., Roger W. (USA), President and CEO, TIAA
Ferguson, Niall (USA), Professor of History, Harvard University
Flint, Douglas J. (GBR), Group Chairman, HSBC Holdings plc
Garicano, Luis (ESP), Professor of Economics, LSE; Senior Advisor to Ciudadanos
Georgieva, Kristalina (INT), Vice President, European Commission
Gernelle, Etienne (FRA), Editorial Director, Le Point
Gomes da Silva, Carlos (PRT), Vice Chairman and CEO, Galp Energia
Goodman, Helen (GBR), MP, Labour Party
Goulard, Sylvie (INT), Member of the European Parliament
Graham, Lindsey (USA), Senator
Grillo, Ulrich (DEU), Chairman, Grillo-Werke AG; President, Bundesverband der Deutschen Industrie
Gruber, Lilli (ITA), Editor-in-Chief and Anchor “Otto e mezzo”, La7 TV
Hadfield, Chris (CAN), Colonel, Astronaut
Halberstadt, Victor (NLD), Professor of Economics, Leiden University
Harding, Dido (GBR), CEO, TalkTalk Telecom Group plc
Hassabis, Demis (GBR), Co-Founder and CEO, DeepMind
Hobson, Mellody (USA), President, Ariel Investment, LLC
Hoffman, Reid (USA), Co-Founder and Executive Chairman, LinkedIn
Höttges, Timotheus (DEU), CEO, Deutsche Telekom AG

Aviso de cookies