Seleccionar página

“No es no. Lo saben los independentistas y lo saben las derechas, no va a haber con un gobierno socialista referéndum de independencia, ni independencia.” Pedro Sánchez, debate de TVE, 22-4-019

Llama poderosamente la razón el interés inusitado que las elecciones españolas han despertado en algunas fuerzas soberanistas, más si cabe cuando el estado convocante es el mismo que imposibilita e impide el ejercicio de la soberanía, que mantiene por la fuerza a naciones sin estado y colonias bajo su dominio, que restringe las libertades nacionales y civiles, que aplica el artículo 155, con el respaldo tanto del PP, PSOE y Ciudadanos, a sabiendas  y consciente que no contempla, ni contemplará jamás el derecho a la autodeterminación y tampoco el derecho a la descolonización.

Es extravagante tener que razonarlo, pero, en estos días, tengo la vaga impresión de que determinadas fuerzas políticas, más que abandonar España, aspiran a gobernarla. Qué razones les alienta a ello.

Soy consciente de que no ignoran que España es un régimen blindado, patriótico y custodiado por el ejército, que no admite reforma alguna y que tiene por esencia la unidad de su territorio, por encima de cualquier otro principio, pues es sabedora que su fractura es su desaparición.

¿Y entonces…? ¿están generando una alucinación que sustituya a las independencias por una versión 2.2. del federalismo? ¿es realmente la amenaza ultraderechista la razón y el motivo de la alianza? ¿por qué no se han facilitado alianzas nacionales y si alianzas con otras organizaciones de otras naciones? ¿prima realmente la liberación nacional? ¿qué les une?

  1. El régimen español blindado y lo saben

Algunos han olvidado u obvian, a propósito, que su interlocutor es el régimen español y que su constitución blinda la unidad territorial en su artículo 2 del título preliminar, también sucede lo mismo con Capítulo Segundo de la Sección Primera del Título I, o al Título II, contemplando para su reforma un procedimiento agravado, artículo 168.

El procedimiento agravado de reforma de la Constitución española recoge la aprobación de las dos cámaras, con dos tercios de respaldo a la reforma propuesta, disolución de las cámaras, elecciones generales, ratificación, estudio y aprobación por las cámaras recién elegidas, también por dos tercios y convocatoria de referéndum. Dos artículos resumen la esencia del régimen.

Artículo 2

La Constitución se fundamenta en la indisoluble unidad de la Nación española, patria común e indivisible de todos los españoles, y reconoce y garantiza el derecho a la autonomía de las nacionalidades y regiones que la integran y la solidaridad entre todas ellas.

Artículo 8
  1. Las Fuerzas Armadas, constituidas por el Ejército de Tierra, la Armada y el Ejército del Aire, tienen como misión garantizar la soberanía e independencia de España, defender su integridad territorial y el ordenamiento constitucional.

Resaltamos este ordenamiento, no por desear hacer de leguleyo, sino para afirmar clara y llanamente que es mentira, que no es posible, no es viable negociar con España y su gobierno, que no hay ninguna salida que no sea por la fuerza de los hechos, de facto.

Quién hable de referéndum de autodeterminación o ese otro sobre la monarquía es un ignorante o miente. Pero advierto, por si en un halo de brillantez técnica propusiera algún amante del engaño que se puede reformar del 168 utilizando el 167 y así reformar el procedimiento por el que se ha de reformar, es claro que  rápidamente se esgrimiría el fraude de Ley.

Y si por casualidad y demencia del régimen esa reforma del 168 se produjera, aún queda el articulo 8 que asigna al ejercito la defensa de la integridad territorial.

Por tanto, no hay vías de negociación alguna atendiendo al propio blindaje de la unidad territorial de la constitución española. Quedando claro esto. Entonces qué se pretende desde las opciones electorales soberanistas con la participación y la promesa al electorado de negociación.

  1. El frente antifascista, el miedo se contagia.

Desde que empezó la campaña electoral de abril para  elegir diputados y senadores, que elaborarán las normas, el presupuesto de ese estado y  presidente, algunas de las organizaciones soberanistas iniciaron una febril carrera para participar en la elección de ese presidente y ser “determinantes”. Es más, tengo la impresión que están dispuestos a formar parte de la gobernabilidad de España, que tienen un programa para ese estado. Así,  al calor de una especie de Frente Antifascista, versión socialdemócrata, urgen a apoyar la camiseta del equipo por encima de los justos ideales que defendemos al grito de qué vienen, cuando ya llevan mucho tiempo aquí.

De repente, hay que aparcar las Independencias para salvar a España de la ultraderecha. Tiene gracia, en pocos meses el PP ha pasado de ser ultraderecha a formar parte de las fuerzas democráticas. No hubo frente antifascista con el PP, tampoco con Ciudadanos, real opción ultraderechista en Cataluña, que exige a gritos la aplicación de nuevo del 155, y si lo hay con VOX. Dejémonos de caricaturas,  son tres marcas de la derecha y el mismo producto, no nos engañemos, pero es que para las colonias y naciones sin estado no son tres, son cinco fuerzas españolistas, defensores de la integridad territorial sin más.

No me cabe la menor duda de que la ultraderecha viene bien al sistema, es el factor que permite rebajar voluntariamente todas las aspiraciones nacionales y sociales. Es una vez más la misma herramienta de siempre, el miedo, miedo a todo para una sociedad dócil.

Pero desentrañemos la falacia. Es muy simple, de una sola fuerza política de derechas en España han pasado a disputarse el electorado tres, a lo que se suman las derechas regionales, con la dificultad que presenta para la obtención de escaño y la rentabilización del voto, considerando la Ley de Hont. Parecen olvidad las mayorías absolutas del 2000 y 2011 del PP. VOX no es otra cosa que el PP en estado puro, el PP verbalizando su ideología y proyecto.

Entonces es la ultraderecha de VOX la verdadera razón, nada de eso.

  1. Y entonces, qué fin persigue este tipo de alianzas

Si el régimen español está blindado, si los partidos españoles incluido el PSOE niegan la posibilidad de un referéndum de autodeterminación y si estas son elecciones con no  buen pronóstico  para la derecha, cómo se explica que algunas fuerzas fundamenten su proyecto de alianzas en una supuesta negociación de un referéndum autodeterminación, en una amenaza creciente de las derechas, aquellos mismos que decían  no hace mucho que el PSOE era derecha, ahora se muestran susceptibles de apoyarlo ¿es que ya no lo es es? Pero lo mas relevante sea el PSOE, sean la derechas, la unidad de España les es común, no hay fracturas.

Qué sentido tiene apostar por unos o por otros, qué sentido tiene participar en un proceso electoral de un país extranjero, qué sentido tiene hacerlo y obviar la República Catalana para dejarla en un simulador y romper una alianza nacional para generar otra, que no deja de ser una intentona para generar un  segundo Podemos de nacionalistas de izquierda, que se predispone a ser muleta del PSOE, qué sentido tienen  ser colonia y participar en este proceso.

En unas semanas escucharemos que es mejor morir de un balazo que a cuchilladas, así que elegirán quién mantiene a las naciones sin estado y colonias bajo el yugo español, elegirán “obligados moralmente”  si nos pisa una bota, un zapato de charol o una zapatillas de andar por casa, al final nos pisan y no dejará de ser autoritarismo con botas o zapatillas de andar por casa.

En África , a 23 de abril del año de la esperanza

Aviso de cookies